Frankie Lampariello en Tanguito bar

El 28 de diciembre, ya casi en los descuentos para terminar el 2019, nos fuimos a Tanguito Bar para hacer la última cobertura de este año para 360º en Vivo. Tenía que ser a puro rock, y así lo fue.

Con una sala repleta de amigos, músicos y gente de rock, Frankie Lampariello y su banda se presentaron con un set de canciones que alternaba covers, temas del disco solista ¿Quién sos?, con alguno de Hereford y Hermanos Brother. Una ensalada en donde hubo de todo, pero en especial mucha entrega, porque es una característica que Frankie pone siempre sobre el escenario, a pesar de que hablando con él antes del toque nos decía que había podido dormir muy poco en las últimas horas. Se le notaba muy cansado, pero esto cambió radicalmente cuando subió al escenario; es que el tipo se carga de energía cuando enchufa su viejo bajo Fender de 5 cuerdas que aún lleva una inscripción de Hereford, la banda que lo vio crecer como artista y que lleva su nombre grabado a fuego en la historia de nuestro rock.

El repertorio, como adelantamos, fue muy variado, en algunos casos adaptándose a las necesidades del momento ya que tuvieron que sustituir al guitarrista habitual Diego Soca, por Claudio Pintos, que por supuesto no es ajeno a Frankie, porque integraba la formación de Los Hermanos Brother. Pero apenas tuvieron la posibilidad de hacer un ensayo antes de la presentación, por lo que los riesgos eran notorios, superados por la solvencia de los músicos y la cancha que tiene Lampariello para manejar este tipo de situaciones.

El público acompañó fervorosamente el show, aportando energía en todo momento. Mucho calor, abundante cerveza lo más fría posible y un clima ideal para hacer explotar definitivamente la sala.

El toque dio inicio con “No va más”, un tremendo tema que forma parte del disco solista y tiene la fuerza necesaria para arrancar con todo. La banda integraba a Frankie en voz y bajo, Claudio Pintos en guitarra, Pablo Marichal en guitarra, que también es miembro de la banda Crepar, y Leo Varga en batería, que toca con Walter Bordoni, todos conformando una banda de lujo.

Se sucedieron varios covers de artistas como The Cult, Foo Fighters, Nirvana, Ac-Dc, y algunos más. Sonaron también temas del disco solista ¿Quién sos?, que estuvo en la nominación en los Premios Graffiti de 2019 a mejor disco de rock y blues. No faltaron a la cita canciones de Hereford o Los Hermanos Brother, todos ejecutados con mucha pasión y con dos guitarristas muy talentosos que daban brillo al show. En batería Leo demostraba sus condiciones de buen músico, no sólo ejecutando su instrumento de forma notable, sino que mostrándose estar muy concentrado en lo que hacía, disfrutando a plenitud pero también dando indicaciones a sus compañeros, tal cual fuera el capitán del equipo que está en la defensa y ve todo lo que sucede en la cancha.

También hubo espacio para un par de invitados, “El Quique”, un muy simpático amigo de la banda y con una tremenda hinchada que subió a cantar “Highway To Hell” de Ac/Dc y tuvo su momento de ovación.

Después se trepó Leonardo Coppola, de Once Tiros, que le pidió la guitarra a Claudio y tuvo su momento de destaque en el show.

En conclusión, un toque a puro rock and roll, como acostumbra dar Frankie, un tipo que derrocha honestidad con su música; nada ni nadie lo podrá cambiar jamás.

A ver si me siguen, a mí me gusta mucho el rock. Con el tiempo dejé de ir a lugares multitudinarios donde ves a los artistas tan lejos que ponen una pantalla y lo terminás viendo en un monitor. Hoy más que nunca apuesto a estos reductos que tienen esa adrenalina que te genera el rock, el contacto con los músicos, con la gente, ver caer las gotas de sudor producto de la entrega que brindan: es como estar subidos al escenario con ellos. Esto es ROCK, pasión, entrega, contagio. Apuesten a nuestro under que es la cuna del rock verdadero.

Winston Estévez